Completamente preparado se encuentra el Cementerio Santa Inés de Viña del Mar, para recibir a las más de 30 mil personas que se estima llegarán hasta el camposanto a visitar a sus deudos este 1 de noviembre, cuando se conmemora el Día de Todos los Santos.

Para ello -pese a los últimos acontecimientos registrados en el país y en la zona- la administración del recinto dependiente de la Corporación Municipal Viña del Mar para el Desarrollo Social, reforzó  las labores de mantención, limpieza, repintado y desmalezamiento.

Además, y con el fin de entregar una buena orientación a los visitantes, se instalaron señaléticas detallando la ubicación de los nichos en las tres entradas del camposanto.

Al respecto, la alcaldesa Virginia Reginato indicó que “con el propósito que la gente vaya con tranquilidad al cementerio se han tomado todas las medidas necesarias para que todo esté en orden para esta fecha especial”.

Asimismo, la administración del recinto coordinó las medidas de seguridad y resguardo para los visitantes para este fin de semana largo, con Defensa Civil, Cruz Roja y Carabineros, contándose además con el apoyo del municipio con camiones aljibes.

El cementerio estará abierto este 1 de noviembre de 08:00 a 19:00 horas.

Cabe destacar que este día -y como es habitual-, no habrá funerales ni se permitirá el ingreso de vehículos para no entorpecer el tránsito de los visitantes.